Qué es la lecitina de soja

La lecitina de soja es muy conocida hoy por hoy al ser el complemento dietético perfecto. ¿Quieres saber por qué, así como dónde se encuentra y cuáles son sus beneficios? ¡Lee!

Conocida y utilizada antaño, es cada vez más reconocida por la medicina moderna para regular la tasa de colesterol, y mejorar la circulación sanguínea y la memoria.

lecitina de soja imagen

La lecitina de soja, que se obtiene a partir del aceite extraído de los granos de la soja, es un complejo natural rico en una grasas muy beneficiosas conocidas como fosfolípidos, que también se encuentran de manera natural en el cerebro, el sistema nervioso, o los espermatozoides.

¿Quieres saber cómo se obtiene? Las semillas de soja se limpian y se enrollan hasta formar copos delgados. El aceite se extrae de estos copos, quedando una mezcla de aceite de soja y lecitina. Para separarlos, se calienta el aceite o se le añade agua.

Beneficios de la lecitina de soja

  • Es útil para el tratamiento de dolencias de la piel tales como seborrea, acné, psoriasis, eczema, o piel seca.
  • Es ideal para combatir el colesterol alto, especialmente el LDL (colesterol malo), mientras aumenta el HDL (colesterol bueno).
  • Disminuye la fatiga y el cansancio gracias al fósforo que contiene.
  • Ayuda a mejorar el metabolismo eliminando las grasas, por lo que es eficaz para resolver problemas de hígado y acumulación de grasa en éste órgano. Además, lo protege de los trastornos relacionados con un consumo elevado de alcohol, tabaco, grasas y medicamentos.
  • Estimula la renovación celular de los tejidos, por lo que se le atribuyen propiedades de regeneración de las células.
  • La lecitina forma parte de la cubierta propia de los nervios y las neuronas del cerebro. Se recomienda su consumo a personas nerviosas e irritables.

Lecitina de soja: Curiosidades

Y por último… unos cuantos datos relacionados con la lecitina de soja:

soja

  • El cerebro contiene un 30% de lecitina. Este nutriente se encuentra en toda célula viva del cuerpo, aunque se concentra en mayor número en el cerebro, corazón, riñones e hígado.
  • Hace 30 años se descubrió que el cerebro asimilaba la lecitina directamente del corriente sanguíneo, algo que hace con muy pocas sustancias como el alcohol o algunas sustancias estupefacientes.
  • Su nombre (lecitina) deriva del griego “lekhitós“, que significa yema de huevo. ¿Sabes por qué? Porque ésta última está muy presente en ella.
  • Mientras en latín se le conoce como Glycine max, en castellano, catalán, gallego y euskera se llama del mismo modo: Soja.
  • La lecitina de soja se emplea como aditivo en la bollería industrial para hacer chocolates, ya que reduce o evita la alteración de la grasa al ser un antioxidante natural y un emulsionante que mejora la digestión de la grasa.
  • En 1993, un estudio dedujo que uno de los compuestos presentes en la lecitina de soja (la fosfatidilcolina) era capaz de potenciar la memoria y la actividad mental, al margen de que ya por el hecho de suministrar fósforo orgánico, facilite el trabajo intelectual.

¡Comenta!

Your email address will not be published. Required fields are marked *